Comentario al Evangelio del 25 de junio

Jueves XII Semana

Tiempo Ordinario

25 de Junio de 2020

Evangelio

La casa edificada sobre roca y la cas edificada sobre arena.

+ Del santo Evangelio según san Mateo 7, 21-29

En aquél tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: “No todo el que me diga: ‘¡Señor, Señor!’, entrará en el Reino de los cielos, sino el que cumpla la voluntad de mi Padre, que está en los cielos. Aquel día muchos me dirán: ‘¡Señor, Señor!, ¿no hemos hablado y arrojado demonios en tu nombre, y no hemos hecho, en tu nombre, muchos milagros?’. Entonces yo les diré en su cara: ‘Nunca los he conocido. Aléjense de mí, ustedes, los que han hecho el mal’.

El que escucha estas palabras mías y las pone en práctica, se parece a un hombre prudente, que edificó su casa sobre roca. Vino la lluvia, bajaron las crecientes, se desataron los vientos y dieron contra aquella casa; pero no se cayó, porque estaba construida sobre roca.

El que escucha estas palabras mías y no las pone en práctica, se parece a un hombre imprudente, que edificó su casa sobre arena. Vino la lluvia, bajaron las crecientes, se desataron los vientos, dieron contra aquella casa y la arrasaron completamente”.

Cuando Jesús terminó de hablar, la gente quedó asombrada de su doctrina, porque les enseñaba como quien tiene autoridad y no como los escribas

Comentario al Evangelio

Estas son las últimas recomendaciones del sermón de la montaña. Hoy encontramos una nueva enseñanza: “No todo el que me diga: ¡Señor, Señor!, entrará en el Reino de los cielos, sino el que cumpla la voluntad de mi Padre”. Debe haber coordinación entre las palabras y los hechos. Por eso debemos tomar una opción personal: o construimos sobre arena o construimos sobre roca. El resultado dependerá de nuestras elecciones.

Cfr. Actualidad Litúrgica n. 274.

Reflexionamos

· ¿En dónde estás parado?

· ¿Construyes sobre arena o sobre roca?

· ¿Qué tan prudente te consideras?

Nos comprometemos

Prudencia: Recto juicio del acto humano a realizar. El imprudente y el precipitado cometen muchas barbaridades, el impulsivo obra a merced de sus arrebatos, y sake muy mal parado. La prudencia tiene la tarea de dirigir todas y cada una de nuestras acciones, es como el timonel que guía el barco de nuestra vida.

Héctor Rogel Hernández, (Diccionario de las virtudes, 2003).

No basta escuchar y saber las palabras de Jesús, debemos aprender a construir sobre roca, sólidamente en el edificio de nuestra persona o de la comunidad donde todos tengan un lugar, de lo contrario sólo construiremos sobre arena, de manera superficial y pasajera, poniendo nuestra confianza en cosas meramente pasajeras.

Los payasos no son de fiar

En 1951, el fabricante de motos japonés Soichiro Honda y su socio Takeo Fujizawa solicitaron un préstamo al Banco Mitsubishi para ampliar su entonces pequeña empresa.

Como deseaban ganar el favor de los banqueros, Honda y Fujizawa organizaron una fiesta en la que ambos improvisaron una función cómica con chistes de todos los colores y canciones de geishas.

Los banqueros del Mitsubishi se divirtieron mucho y, al partir para sus casas, se veían sumamente complacidos.

Al día siguiente, Soichiro Honda y su socio fueron llamados al banco y, al llegar, recibieron una carta en la que les informaban que se les había negado el préstamo.

Al preguntar cuál era la razón del rechazo, los mismos banqueros que habían asistido la noche anterior a su fiesta les dijeron:

-No podemos fiarnos de una empresa manejada por dos payasos.

Armando José Sequera,

El libro de los valores y los antivalores, (México 2009).

V. Continuaré, Oh Dios mío

R. ¡Haciendo todas mis acciones por tu amor!

V. San Juan Bautista de la Salle

R. ¡Ruega por nosotros!

V. Viva Jesús en nuestros corazones

R. ¡Por siempre!

  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono de Instagram
  • Twitter Icono blanco
  • Blanco Icono de YouTube

® Universidad La Salle Nezahualcóyotl